Santiago en mí

¿17 equipos?

Esa es la pregunta que incrédulos, asombrados, irónicos, decepcionados, hacen muchos aficionados al Béisbol en cada espacio deportivo de los medios digitales de prensa, luego de que la Comisión Nacional de este deporte anunciara que la venidera Serie Nacional 51, a comenzar en noviembre de este año, mantendrá entre los equipos participantes a Metropolitanos mientras que el antiguo equipo Habana cederá su lugar a los conjuntos representativos de las nuevas provincias Mayabeque y Artemisa.

Esta decisión de la alta dirección de la pelota cubana despierta una vez más la polémica sobre la pertinencia o no de la existencia de un equipo como Metropolitanos que, temporada tras temporada, aún ante los pronósticos más optimistas, no abandona los lugares sotaneros de la tabla final de posiciones. Sin embargo, creo que en esta ocasión la verdadera polémica no tiene como centro al equipo rojo de la capital, sino a la nueva estructura propuesta.

De cambiar la estructura de las Series Nacionales se viene hablando, sobre todo por parte de aficionados (quienes muchas veces parecen demostrar más dominio de la pelota nacional que los propios directivos y periodistas deportivos del país) y algún que otro profesional de la prensa, desde hace mucho tiempo; pero en ambos casos, el cambio aboga por una disminución del número de equipos en aras de concentrar la calidad y el talento de nuestros peloteros y “elevar el techo” del béisbol cubano que, en los últimos tiempos, parece tambalearse en cada evento al que asiste una escuadra nacional, no importa si la conformen los “insentables” o se tengan en cuenta los “rendimientos en la pasada Serie Nacional”. Luego, este incremento en el número de conjuntos parece ir contra toda la lógica que reclama el momento.

Lo cierto es que la estructura vigente hastala Serie Nacional50, había demostrado en los últimos años, que los resultados obtenidos por no pocos peloteros, más allá de su talento (probado o no), tenía una elevada incidencia en la baja calidad de muchos conjuntos de nuestras series, fundamentalmente en el área del pitcheo. Y ya que toco ese tema, vale pensar un poco en este acápite según la nueva estructura propuesta. por ejemplo, un equipo como el Habana, con el mejor pitcheo de nuestra Serie Nacional, ve ahora dividida sus huestes en dos conjuntos: los representativos de Artemisa y Mayabeques (comoquiera que llamen sus equipos), luego, cabe preguntarse, ¿acaso estos equipos contarán con un pitcheo la mitad de efectivo que el del conjunto original?…ojalá.

Lo cierto es que una vez más la Comisión Nacional de Béisbol (CNB) parece nadar contra la corriente, lo que me hace recordar una petición vertida por un aficionado en el sitio digital del periódico Juventud Rebelde: ya va siendo hora de que la CNB rinda cuentas al pueblo sobre su gestión.

Santiago a la 51

Mientras tanto, los seguidores del béisbol en Santiago, tienen sus propias novedades en casa. Comenzando desde la presentación de Alcides Sánchez como nuevo manager del conjunto rojinegro, en sustitución de Antonio Pacheco, hasta el posible regreso a las Series Nacionales del estelar y útil Manuel Benavides, aunque bajo el mando del controvertido Víctor Mesa, esta vez a la cabeza del equipo de Matanzas.

Una vez más el equipo indómito centrará su poder en hombres como Héctor Olivera, Alexei Bell, Reutilio Hurtado, Pedro Poll y Luis Miguel Navas, estos últimos reverdeciendo laureles luego de haberse especulado de su posible retiro para esta serie, lo cual dio lugar a no pocas suspicacias.

Alexei Bell volverá a ser uno de los pilares del equipo Santiago

Además, el elenco santiaguero podrá nutrirse de nuevas y talentosas figuras como las que por estos días compiten bajo el nombre de Serranos en la Liga de Desarrollo, en la cual marchan con excelente paso de diez juegos ganados y sólo dos perdidos, el mejor balance del campeonato. Entre esos jóvenes destacan figuras como Gelkis Jiménez, Leonel Vinent, Yander La O, entre otros.

También resalta la inclusión en la preselección que se prepara con vistas a la serie venidera de los jugadores Edilse Silva y Michel Gorgüet, quienes años anteriores se desempeñaron con meritorias actuaciones en los conjuntos Holguín y Guantánamo y ahora regresan con fuertes posibilidades de incluirse en la “novena” indómita.

En fin, que aún sin comenzar ya la Serie 51 está dando de que hablar en todo el país, y eso es bueno, aunque lo importantes es disfrutar de un espectáculo de calidad y, para nosotros los santiagueros, ver a las avispas retomar sus planos estelares; soy de los que cree que es posible. ¿Qué piensa usted?.

Anuncios

Navegación en la entrada única

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: