Santiago en mí

Santiagueras por protagonismo en Olimpíada Mundial de Ajedrez

La santiaguera Oleiny Linares otra vez por protagonismo en la Olimpíada Mundial de Ajedrez

Las grandes maestras GM) santiagueras Oleiny Linares (Elo 2 355) y Maritza Arribas (2 296) vuelven a integrar la nómina del equipo femenino de Ajedrez que representará a Cuba en la Olimpíada Mundial de ese deporte, a celebrarse en Estambul, Turquía, del 27 de agosto al 10 de septiembre.

El resto de las muchachas que completa el equipo cubano son: la GM Lisandra Ordaz (2 344), la GM Sulennis Piña (2 345) y la joven maestra internacional (MI) y actual campeona nacional Lisandra Llaudy (2 264), quien debutará en este tipo de lides.

Se extraña en la nómina antillana a la GM Yaniet Marrero, quien la más reciente edición de las Olimpíadas Mundiales de Ajedrez, celebrada en la ciudad rusa de Khanty Mansiysk en el 2010, sellara una actuación brillante al agenciarse la medalla de oro entre todas las jugadoras que defendieron el cuarto tablero.

Para las chicas el reto en esta Olimpíada es grande: igualar o mejorar el histórico cuarto lugar obtenido en la edición rusa de hace dos años.

Maritza Arribas pudiera aportar por su experiencia

Para eso, aun con la ausencia de Marrero, el equipo cuenta con jugadoras de gran experiencia en estas lides; entre las que resaltan las propias santiagueras: por un lado, Maritza jugará su decimosegundo torneo de este tipo; mientras que Linares se presenta con un favorable performance de 12 triunfos, cinco empates y solo dos derrotas en partidas mundialistas, amén de ya saber lo que es colgarse al cuello una medalla olímpica, luego de la medalla de plata obtenida en la edición de Dresde, Alemania, en 2008.

Sin embargo, se requerirá de un esfuerzo colectivo en el cual el aporte de Ordaz y Piña (de discretas actuaciones en ediciones anteriores) es fundamental.

Creo que, aunque difícil, una buena actuación de las cubanitas está al alcance de sus manos.

¿Y los muchachos?

En el caso de los varones el reto no es menos difícil.

Superar las pálidas actuaciones de las últimas ediciones olímpicas y acercarse al séptimo puesto logrado en Calviá, 2004; debe estar en la mira de los ajedrecistas antillanos.

Sin embargo, hay más sobre el tintero.

Por primera vez el equipo olímpico cubano estará integrado por dos jugadores que superan la cifra de 2 700 puntos Elo: el GM Leinier Domínguez con 2 724 (al frente de Latinoamérica) y el GM Lázaro Bruzón con 2 711, quizás en su mejor forma deportiva de todos los tiempos.

Por su parte, el GM Yuniesky Quesada aporta importantes puntos al Elo promedio de la escuadra cubana con sus 2 626 puntos.

Mientras, más discretos se muestran los coeficientes del MI Yusnel Bacallao (2 583) y el GM Isam Ortiz (2 569), en los últimos tableros de la selección.

Estos guarismos hacen pensar en una actuación relevante, pero la historia la escriben los propios jugadores durante el torneo.

GM Leinier Domínguez y GM Lázaro Bruzón

Los GM Leinier Domínguez y Lázaro Bruzón lideran la escuadra cubana

Nuevamente Leinier se muestra como una apuesta segura en el primer tablero, donde de seguro enfrentará a varios de los mejores jugadores del mundo, contra los que siempre ha jugado muy sólido. Su actuación deberá servir de soporte al resto del equipo, aportando algunos puntos al resultado global pero sin ser desequilibrante pues veo muy difícil que a ese nivel, Domínguez pueda aportar mucho más que tablas y alguna que otra sonada victoria (quisiera equivocarme y que este sea uno de los mejores torneos del güinero).

Bruzón y Yunieski la tendrán más difícil. El tunero deberá demostrar que merece permanecer entre los del club de los 2 700, con una actuación también sólida, tratando de arrebatar todos los puntos que sean posible ante rivales de consideración. Mientras que Yunieski tal vez sea la pieza clave en los resultados globales del equipo, al enfrentarse, en el tercer tablero, a jugadores de una mayor variedad de Elo, ante los que deberá sacar el mayor provecho posible por el bien colectivo.

Los otros cubanos llegan también por demostrar, y quizás deberán adquirir un protagonismo al cual (tal vez) no estén acostumbrados.

La mesa está servida. Desde el próximo 28 de agosto se medirán en duelo ajedrecista de 162 naciones. Ambas escuadras cubanas se muestran con verdaderas opciones de realizar actuaciones destacadas pero será sobre el tablero donde se escriba la historia.

Anuncios

Navegación en la entrada única

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: