Santiago en mí

La culpa

¿Qué culpa tiene el loco (o borracho) que su locura (o borrachera9 lo lleve a ofender a cuantos pasan a su lado, incluido al policía que a esa hora cumple con su ronda y tal vez en otro tiempo o lugar sea diana de otras ofensas más valederas?

¿Qué culpa tiene el policía de ser humano, entiéndase imperfecto, y tal vez porque ahora mismo quisiera estar en otro lado, lejos de la ciudad madrugadora, de aquel loco (o borracho) que lo ofende delante de todos; se deja llevar por el torrente de sangre que hierve en sus venas, y destina un impotente chorro de gas pimienta a los ojos de ofensor?

¿Qué culpa tiene el borracho (el loco) del estúpido divertimento de unos ¿niños? que se ríen de desgracias ajenas, justo antes de correr entre risas a atrapar la paloma que acaban de derriban de una pedrada?

¿Qué culpa tiene la paloma de no poder ofenderá a la piedra, a sus captores, al borracho, al policía; a mí que asisto a todo sin hacer otra cosa que escribir estas líneas?

Anuncios

Navegación en la entrada única

4 pensamientos en “La culpa

  1. jorge.. en dijo:

    gracias,,muy bueno,,me gust’o mucho,,una invitacion a la reflexion,,esperare(mos)por otras,,

  2. incluso yo puedo tener la culpa…. no sé de qué, pero por si acaso, también puedo tener la culpa… un abrazo mi herma

    • Noel Pérez García en dijo:

      Gracias por el comentario mi hermano, todos tenemos un poco de culpa, o como dice Buena Fé, la maldita culpa no la tiene nadie…un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: