Santiago en mí

Dos Santiago, una crónica

Público asistente a Crónicas de mi ciudad

Público asistente a Crónicas de mi ciudad

Quisimos que fuera especial. En medio de una ciudad como pocas veces recuerdo, con cientos de opciones para celebrar el Día de los Enamorados, la más reciente edición de la Peña “Crónicas de mi ciudad” tenía que atrapar a su público. Y así fue.

Pero el mérito no recae solamente en los que, cada mes, nos enfrentamos al reto de organizar una propuesta atractiva; sino en los artistas invitados, en los amigos que ya se hacen habituales, tanto detrás del micrófono como en ese público que no deja de sorprendernos y es también gran protagonista.

A pesar de las ausencias sentidas, por motivos de último minuto, la Peña transcurrió fluida entre canciones, versos, la picaresca de la narración oral y no pocos estrenos por parte de Giselle Lage, anfitriona del espacio.

Georgina Soler y su piropo hizo las delicias de los presentes

Georgina Soler y su piropo hizo las delicias de los presentes

Luego de la presentación de rigor, por parte de Giselle y Fernando Guerrero, guitarrista acompañante y trovador; pudimos disfrutar del quehacer de Georgina Soler y sus simpáticas narraciones. Acorde a la fecha, “El piropo” de Georgina desató risas y aplausos desde bien temprano en la tarde.

Al tema del amor también dedicó su gracia María Magdalena Cabrera, decimista santiaguera que, durante años ya, ha hecho de las delicias de todo el país con sus colaboraciones en folleto humorístico Palante. Cuando el amor se va, Amar a dos sin tabúes y Entusiasmo senil, fueron las décimas que escogió Magdalena para la ocasión.

María Magdalena Cabrera

María Magdalena Cabrera

Sobre el beso en el cine, disertó Adonis Vargas, otro de los habituales de la Peña, ahora “vestido” de colaborador. Se trató de un interesante acercamiento a la filmografía cubana y universal, desde el tratamiento de este acto tan íntimo.

Adonis Vargas

Adonis Vargas

Y entre verso, cine y picaresca, la música.

Fernando Guerrero, el Dúo Estocada y Erick Ramírez, ya habituales, así como la actuación especial de José Aquiles, regalaron una tarde netamente trovadoresca; la cual tuvo, además, interesantes ribetes de estreno. Temas como Wave (de Tom Jobim; cantada en esta ocasión por Giselle y Fernando a la guitarra), Vamos a empezar (de la autoría de Carlos Javier —del Dúo Estocada—, a dos voces con Giselle) y Juventud y Soledad (de Erick Ramírez, a voces con Giselle) sorprendieron agradablemente a los reunidos en el patio de la Casa Natal José María Heredia.

Otro Santiago en la crónica

El pasado 12 de febrero, nos sorprendía a todos la noticia de la muerte del trovador Santiago Feliú. Aún sin reponernos de la conmoción, bastó la complicidad con su música y su impronta, para convocar amigos a un sencillo homenaje durante la Peña.

Y entre esos amigos, nadie mejor que José Aquiles, quien conoció y compartió con Santi esas tropelías del arte y la trova, de la guitarra en ristre. Hasta “Crónicas de mi ciudad” llegó el trovador, con su nostalgia a cuestas y sus historias que se remontan hasta finales de los setenta y principios de los ochenta, cuando la vida (esa a la que tanto cantó Santiaguito), los unió para siempre.

José Aquiles rememoró sus encuentros con Santiago Feliú

José Aquiles rememoró sus encuentros con Santiago Feliú

Aquiles rememoró sus encuentros con Santi, y esas crónicas que también nos legó el autor de Náuseas de fin de siglo en esta ciudad, como aquella vez que sorprendió a todos con su presencia en la Peña del Menú. Así, con Aquiles, Santi estuvo entre nosotros. Los versos de Ay, la vida, nos trajeron su voz. La emblemática Para Bárbara, nació de la garganta común de Carlos Javier, Erick Ramírez, José Aquiles y todos los que aún (y por mucho tiempo más) llevamos su música dentro.

Erick, Carlos Javier y Aquiles, durante el homenaje a Santiago Feliú

Erick, Carlos Javier y Aquiles, durante el homenaje a Santiago Feliú

Carlos Javier, Giselle y José Aquiles

Carlos Javier, Giselle y José Aquiles

Vista de Crónicas de mi ciudad

Vista de Crónicas de mi ciudad

Anuncios

Navegación en la entrada única

Un pensamiento en “Dos Santiago, una crónica

  1. Pingback: Crónica de un “segundo primer aniversario” | Santiago en mí

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: